Guerra de divisas. ¿Cómo afecta?

Una guerra de divisas es algo que sucede de manera silenciosa, pero real. Pasa a nivel monetario cuando un país devalúa su moneda y tiene la misma respuesta por parte de otro gobierno.

Los bancos centrales (guardianes de la estabilidad de los precios) tienen a su alcance una serie de herramientas para cumplir con su objetivo: mantener los niveles de la inflación. Con este propósito pueden camuflarse otras intenciones: ganar competitividad en el mercado internacional.

El problema es que el mercado no es infinito y la cuota que pueden ganar estos países mediante políticas monetarias se la están quitando a otros; aquí es cuando comienza la guerra de divisas.

En este artículo te explico todo lo relativo a cómo se desarrolla una guerra de divisas, cuál es su finalidad, qué es lo que hacen los países (gobiernos y bancos centrales) para contraatacar y qué efectos tiene todo esto en la economía y en el mercado. ¿Preparado? ¡Vamos!

⚔️ ¿Qué es una guerra de divisas?

Una guerra de divisas es la competencia entre economías de diferentes países para bajar el tipo de cambio de sus respectivas monedas (sí, las guerras también se libran en el ámbito económico).

Has oído bien, bajar el precio de sus divisas. Pero ¿por qué querrían hacer esto?

Al devaluarse la divisa, cae de precio en el mercado Forex. Su cambio es más bajo con respecto al resto de las otras divisas. Esta situación tiene consecuencias de cara al comercio exterior del país: las exportaciones son más baratas y las importaciones más caras.

👉 Te pongo un ejemplo

Si un país realiza empieza a devaluar su divisa, esta cae de precio en el mercado. Así pues, suponiendo que anteriormente el tipo de cambio con respecto al dólar de Estados Unidos (USD) era de 1 unidad (una unidad de la divisa del país de nuestro ejemplo equivale a un dólar de Estados Unidos), ahora una unidad equivale a 0,80 USD (debemos pensar que las divisas cotizan por pares, si la divisa del país de nuestro ejemplo se deprecia, aumenta el valor del dólar con respecto a la misma).

Si antes una empresa de Estados Unidos realizaba un pedido a una fábrica cualquiera de este país por valor de 100.000 unidades de divisa y tenía que pagar 100.000 USD, tras la devaluación le cuesta 80 000 dólares de Estados Unidos.

El precio del fabricante es el mismo, pero el efecto del tipo de cambio provoca que las exportaciones sean más económicas. Lo contrario sucede con las importaciones.

De esta forma, las empresas nacionales tienen más potencial de venta. Venden más al exterior y, al ser las importaciones más caras, se fomenta también el comercio interior. El empleo sube, los ingresos suben… Pero, cuidado, la inflación también.

Este tipo de maniobra puede no sentar bien a otros países, debido a que juega en su contra. Entonces ellos también pueden tomar acciones para devaluar su divisa y entrar en una espiral de competencia, lo que se conoce como “devaluación competitiva” o “guerra de divisas”.

Antes de continuar, tienes que tener claro que el tipo de cambio es una variable que puede ser intervenida. Las autoridades monetarias de un país pueden decidir. En este punto, conviene conocer bien la diferencia existente entre “devaluación” y “depreciación”.

🤷‍♂️ ¿Qué es una depreciación y una devaluación?

Nos referimos a una depreciación cuando una divisa pierde valor como consecuencia de las fuerzas del mercado. Las divisas cotizan por pares, una con respecto a la otra, en el mercado Forex (Foreign Exchange). Llamamos tipo de cambio al precio de una divisa en relación a otra.

En este caso no existe ninguna decisión gubernamental, una moneda se deprecia cuando pierde valor relativo contra otra, en función de la oferta y demanda existente. Lo contrario se llama, como ya sabrás, apreciación.

Por otra parte, hablamos de devaluación (o reevaluación, en el supuesto contrario) cuando la pérdida de valor de una determinada divisa está fijada por su gobierno o autoridad monetaria competente (el banco central del país).

Por tanto, en una guerra de divisas se realizan devaluaciones, con el ánimo de beneficiar la propia economía en perjuicio de la de otros países contra los que se está compitiendo.

Pero, ¿cómo pueden devaluar una moneda si cotiza en el mercado Forex y es el propio mercado el que asigna su precio?

✔️ ¿Cómo se lleva a cabo una devaluación competitiva?

Al final, es el mercado Forex el que asigna los tipos de cambio. Sin embargo, un mercado se basa en las decisiones de millones de compradores y vendedores.

Si un gobierno decide realizar una devaluación, deberá conseguir una gran oferta de su moneda, con el objetivo de que la demanda no sea suficiente y su precio caiga en el mercado Forex.

¿Qué instrumento tiene un gobierno (o un banco central) para devaluar su moneda en el mercado de divisas?

Pues no tiene uno, sino varios mecanismos. Los más comunes son los siguientes:

▶️ Intervenciones en el mercado

En efecto, el banco central puede intervenir directamente en el mercado Forex, vendiendo su divisa y comprando otras.

Sin embargo, los bancos centrales también realizan intervenciones en otros mercados, pueden comprar activos de otros países (emitidos en otras divisas) para apreciar su divisa (la de ese país). Como consecuencia de la apreciación de otra divisa, la suya pierde valor. Hacen esto porque es menos directo, más camuflado.

▶️ Aumentar su masa monetaria

Se trata de una maniobra que se ha estado llevando a cabo en los últimos años, tanto por la Reserva Ferederal como por el Banco Central Europeo. Consiste básicamente en “imprimir más dinero”.

Al existir más unidades de una divisa, lógicamente, existe más oferta monetaria y la moneda vale menos.

▶️ Recortar tipos de interés

El tipo de interés es una de las mayores armas de los bancos centrales. Al bajar la tasa de interés de una moneda pierde el atractivo para los inversores; sus depósitos en esa moneda rinden menos y buscarán otra alternativa más rentable.

El efecto es el mismo: ventas de la divisa (de sus activos en esa divisa) y reducción del tipo de cambio.

▶️ Devaluación administrativa

Esta situación se da cuando una autoridad monetaria fija el tipo de cambio que debe tener una divisa con respecto a otra.

Puede establecer un tipo de mínimo o máximo, pero, en todo caso, se trata de un tipo de cambio diferente del mercado libre.

💭 Reflexiones sobre estos instrumentos de política monetaria

Tienes que tener presente que, en mayor o menor medida, todas las autoridades monetarias tienen un control sobre su divisa y su tipo de cambio. Los instrumentos de política monetaria no tienen como finalidad principal crear una guerra de divisas, sino mantener la estabilidad de los precios y fomentar la actividad económica.

Divisas tales como el franco suizo (CHF) y el yen japonés (JPY) está fuertemente intervenidas por su banco central.

El problema viene dado cuando se entra en competencia. De hecho, el concepto “guerra de divisas” fue acuñado recientemente (año 2010) por el Ministro de Finanzas de Brasil, Guido Mantega, para denunciar precisamente como los bancos centrales hacían un mal uso de la política monetaria y, de este modo, causar un daño a la economía brasileña. No obstante, este tipo de conflictos es antiguo: se ha producido varias veces a lo largo de la historia.

💸 ¿Qué impacto tiene en la economía una devaluación competitiva?

Una vez vistas las armas que cuentan los países para librar una guerra de divisas, te preguntarás cuáles sus efectos en la economía. El conflicto no sólo afecta a los países beligerantes, también deja daños colaterales debido a que la economía mundial se ve afectada.

Una devaluación, por sí misma, no es ni una buena ni mala decisión; todo depende del panorama macroeconómico que tenga el país.

Uno de los ejemplos más claros que nos deja la historia lo encontramos tras el crack del 29. En los años 30, Estados Unidos estaba sumido en una depresión económica y las devaluaciones fueron un factor crítico para lograr la recuperación. Sin embargo, estas políticas monetarias, comerciales y de otra índole afectaron negativamente a la economía mundial.

Barry Eichengreen, profesor de economía y ciencias políticas en la Universidad de California, expone (y demuestra) que tras unas sucesivas devaluaciones competitivas cruzadas nadie gana cuota de mercado, todos pierden.

La cuestión es que una devaluación tiene consecuencias para la economía del país y el comercio internacional, tanto positivas como negativas.

👍 Consecuencias positivas

Una de las causas principales por las que una autoridad monetaria decide provocar una devaluación es ser más competitivo en los precios de las exportaciones, como hemos estado tratando anteriormente. Sus productos son más baratos frente a otros países. Además, las importaciones se tornan más costosas y las empresas locales también ven aumentado el mercado interior. En definitiva, se aumenta la cuota de mercado y se obtienen más ingresos.

También debes saber que existen naciones que devalúan su moneda (principalmente mediante el sistema de imprimir más dinero) para financiar su gasto público. Al perder valor el dinero, las deudas también tienen menos valor en términos reales.

Por último, al producirse una devaluación, se crea inflación (no es que los precios suban, es que el dinero vale menos). Por lo tanto, puede ser una medida para combatir niveles inflacionarios bajos o el riesgo de deflación.

El ejemplo más claro lo podemos encontrar en Europa tras la crisis de 2008. La política del Banco Central Europeo es aumentar la inflación hasta sus niveles objetivo (cercanos al 2%). Para conseguirlo, ha recortado los tipos de interés hasta el 0% y realiza una continua inyección de liquidez en la economía mediante compra de activos. Todo esto provoca que el euro pierda valor en el mercado Forex.

👎 Consecuencias negativas

No todo es bueno. Una devaluación tiene también una serie de efectos perjudiciales.

El primero de ellos vendría de la propia inflación generada. Algo peligroso que, si se va de las manos puede provocar un verdadero desastre en la economía. Los ahorradores e inversores sufren una pérdida de poder adquisitivo.

Tal y como hemos mencionado al hablar de las consecuencias positivas de una devaluación, el dinero vale menos y, por ello, las deudas que se puedan tener también valen menos. Esto puede ser beneficioso para los que tienen deuda. Pero ¿y para los acreedores?

Los prestamistas y acreedores se ponen en la situación contraria y no les es favorable. Con lo cual, el crédito puede verse reducido. Sin crédito, la economía no crece de la misma forma (o directamente no tiene capacidad de crecimiento). Es necesario que el dinero se mueva con fluidez.

Además, si el país en cuestión es dependiente de petróleo o alguna materia prima que deba importar, una divisa más débil no le beneficiará para nada.

Como se puede comprobar, una devaluación puede traer efectos negativos, no sólo para a otros países, sino también internos. Ante una serie de devaluaciones competitivas, puede haber víctimas.

🔻 Conclusión

En resumen, una guerra de divisas es la utilización de los herramientas de política monetaria que tienen los gobiernos y bancos centrales para competir entre sí, causando un daño a otra economía. Se entra en situación de competencia y se suceden devaluaciones de sus respectivas monedas.

Las devaluaciones de divisas son un arma al alcance de las autoridades monetarias de los distintos países. Está claro que un determinado gobierno intenta realizar una devaluación competitiva con fines de conseguir mejorar su economía. No obstante, al ganar competitividad, la cuota de mercado se la están “robando” a otros países. ¿Hasta qué punto se podría considerar juego sucio? Las políticas económicas proteccionistas ganan relevancia en tiempos de crisis.

Cuando se realizan estas maniobras y se toma acción por parte de otros países, entramos en una guerra de divisas.

Por ejemplo, las políticas de inyecciones de liquidez en la economía para combatir la inflación en Europa podrían ser vistas por Estados Unidos como una maniobra para manipular el euro, tomando acciones al respecto (de hecho, existen acusaciones por parte de Donald Trump).

Tema delicado pero importante todo esto para conocer como se mueve el mercado.

¿Dudas? ¿Comentarios? ¿Qué piensas de todo esto?

¡Si te ha gustado, comparte! ↷

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

2 respuestas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Aprende Trading,

suscríbete a la newsletter

¿Quieres ser Trader?

Únete a la comunidad de los Traders de Forex. Aprende y conoce a otras personas